“…La cuestión está en trasformar las dificultades en habilidades…”


martes, 13 de agosto de 2013

Modelo

"...Eres una persona que se cuestiona, que cree en las personas..."

Gracias Ana.

domingo, 17 de febrero de 2013

"me permitiré tener sentimientos"

Curiosa e interesante la chica del desafinado.
Curiosa e interesante su libreta...

miércoles, 13 de febrero de 2013

Da Vinci dijo "La naturaleza benigna, provee de tal forma que en cualquier parte halles algo que aprender" verbigracia, en un señor que desecha con ironía lo que tú haces...

martes, 29 de enero de 2013

"De cuando reinó Carolo"
"De juzgado de guardia"
"De perogrullo"
"Lo valiente no quita lo cortés"
"más palos que lentejas dan por un duro"
"valer un potosí"
"Está tente mientras cobro"

sábado, 12 de enero de 2013

Dicen que el fuego se ha apagado...

Parece que fue ayer cuando estábamos rodeados de gente fumando dentro de un bar. Cuánta gente pensaba que cuando lo prohibiesen la clientela a los bares iba a disminuir. Cuántos pensaban que la prohibición era un gran error. Cuantos "tozudos" dejaron temporalmente de entrar a los bares...
Yo, que no soy fumador, me encanta entrar de vez en cuando a ese pequeño y oscuro bar del centro en el que, pese al cartel de prohibición de la entrada, todavía deja fumar. Ver como la gente se esconde el cigarro y te miran dudosos; no vaya a ser que les digas algo, ver cómo sigue habiendo ceniceros con colillas, ver el humo bajo una lámpara de billar, ver cómo mujeres se intercambian pitillos enseñando sus pitilleras ... Qué sensación.
Cuando entramos al bar, parece que hemos retrocedido 10 años en el tiempo. Que placer.

viernes, 28 de diciembre de 2012

Mujer

Me encantan las palabras "tocador", "libido", o "desazón".
Me encanta la mujer que las dice.

domingo, 12 de agosto de 2012

Fernando

Noches benditas de calle Mayor,
berrea sin cuernos y pacharanes
de pocos Jorges muchos Sebastianes,
dos velas a Orosia que traiga amor.

Pueblos muertos, casa caída.
Lagrimas que llenan el pantano
sangre al monte del mejor hermano,
ilusión ¡aquí estás! jamás vencida.

Polvo, niebla, viento y sol,
una mano que sin pretar guíe,
mi garganta que rompen en bemol,
el cielo del Viernes de Mayo.
Si cree que amanece, no se fíe;
deje que canten las Güixas en vez del gallo.


F. J. Tornero

jueves, 2 de agosto de 2012

No me gusta


Qué horror eso de solo entenderse a sí mismo...

jueves, 19 de julio de 2012

Política en España


Lepprince sobre la situación política española tenía también las ideas claras:

- Este país no tiene remedio, aunque me esté mal decirlo en mi calidad de extrajero. Existen dos  grandes partidos en el sentido clásico del término, que son el conservador y el liberal, ambos monarquicos y que se turnan con amañada regularidad en el poder. Ninguno de ellos demuestra poseer un programa definido, sino más bien unas características generales vagas. Y aún estas vaguedades que forman su esqueleto ideológico varían al compás de los acontecimientos y por motivos de oportunidad. Yo diría que se limitan a aportar soluciones concretas a problemas planteados, problemas que, una vez en el gobierno, sofocan sin resolverlos. Al cabo de unos años o unos meses del viejo problema revienta los remiendos, provoca una crisis y el partido a la sazón relegado sustituye al que le sustituyó. Y por la misma causa. No sé de un solo gobierno que haya resuelto un problema serio: siempre caen, pero no les preocupa, porque sus sucesores también caerán.
(...)
- Estos dos partidos, sin base popular y sin el apoyo de la clase media moderada, están condenados al fracaso y conducirán al pais a la ruina.

Eduardo Mendoza.
La verdad sobre el caso Savolta. (1983)

martes, 1 de mayo de 2012

Caballero

Caballero, caballero ¿De dónde ha venido usted?
de la guerra señorita ¿Qué se le puede ofrecer?

¿Ha visto usted a mi marido, en la guerra alguna vez?
No señora, no lo he visto. Deme más señas de él.

Mi marido es alto rubio, alto rubio aragonés
y en la punta de la lanza lleva un pañuelo francés.

Se lo bordé cuando niña; cuando niña lo bordé
uno que le estoy bordando y otro que le bordaré.

Si a los siete años no vuelve viudita me quedaré
y a las tres hijas que tengo monjitas las meteré.

Calla, calla, Isabel calla. Calla por Dios, Isabel
que soy tu esposo querido, tú mi querida mujer.

Canto de los Mayos